migrana
 
migrana
 
 
 
 
migrana
 
migrana
 
 
 
 
migrana
 
migrana
 
 
 
 
consejos
  1. Acuéstese en un cuarto oscuro y donde no haya ruido.
  2. Masajeé su cuero cabelludo haciendo bastante presión.
  3. Presione sus temporales.
 
 
epilepsia

¿Con qué frecuencia se deben tener relaciones sexuales?

El deseo sexual varía ampliamente en la población general y en la población epiléptica. Una persona que no piensa en el sexo o desea tener relaciones sexuales entre una y tres veces por mes tiene probablemente un deseo sexual inusualmente bajo. Pero recuerde, este es un tema sumamente personal, y si usted está satisfecha con su nivel de actividad sexual, no tiene ningún problema.

¿Podría mi epilepsia causar problemas cuando estoy sexualmente activo?

Las causas de los problemas sexuales son complejas y no se entienden completamente, especialmente su relación con la epilepsia. Por ejemplo, algunas personas tienen un nivel bajo de deseo sexual; otras tienen dificultades para excitarse sexualmente; para algunas mujeres el acto sexual puede resultar doloroso. No es raro que cualquier persona tenga problemas de función sexual de vez en cuando, y las personas epilépticas no son excepciones. No obstante, las personas que sufren ataques epilépticos parciales complejos, especialmente los que se inician en el lóbulo temporal, parecen tener más problemas sexuales de los enumerados anteriormente.

¿Es posible que los ataques epilépticos tengan algo que ver con la forma en que yo me siento con respecto al sexo?

Sí, es posible. Cuando los ataques están controlados, las personas experimentan aumentos en su deseo sexual. Cualquiera de las drogas antiepilépticas (AED) puede posiblemente causar dificultades sexuales. No obstante, una reacción a una medicación no significa que se repetirá con otra. Pregunte a su médico si puede probar otra medicación anticonvulsiva para sus ataques si sospecha que la que está tomando sea parte de su problema sexual.

Las hormonas importan en la función sexual y algunas personas con epilepsia sufren modificaciones en sus niveles hormonales. Tanto los ataques como las medicinas antiepilépticas pueden interferir con la función de las hormonas en su cuerpo, resultando en algunos problemas sexuales. Es probable que usted necesite una consulta con un especialista en endocrinología a fin de aclarar las complejas interacciones entre las hormonas, los ataques y la medicación.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
botones